Saltar al contenido

Seguro médico de viajero

Comprar un seguro médico de viajero puede parecer un gasto innecesario. Sin embargo, existen razones válidas para hacerlo y la cobertura puede salvarte la vida en situaciones médicas de emergencia.

Índice

    ¿Qué cubre el seguro médico de viaje?

    El seguro médico de viaje generalmente cubre los gastos médicos que puedan ocurrir durante tu viaje. Los principales costos que cubrirá incluye:

    • Servicios médicos de emergencia, diagnósticos y medicamentos, incluidos los servicios dentales de emergencia.
    • Evacuaciones debido a una situación médica de emergencia, como una ambulancia o medio aéreo.
    • Asistencia para tí las 24 horas del día durante tu viaje para manejar inquietudes médicas, como encontrar un médico u hospital.
    • Una póliza por muerte accidental y desmembramiento que te cubre a tí y a tu familia.

    ¿No es suficiente el seguro médico?

    Si bien es posible que tengas un plan de seguro médico sólido propio, a menudo estos planes no cubrirán los tipos de gastos que pueden ocurrir al viajar. Algunos de los mejores planes de seguro cubrirán los gastos de emergencia sin importar dónde te encuentres, pero no cubrirá los gastos de evacuación ni los servicios odontológicos de emergencia. Según los Centros para el Control de Enfermedades, la evacuación médica de emergencia en un país extranjero puede costar U$S100,000 o más. Los planes de seguro regulares tampoco cubrirán los costos de devolver tus restos a tu país de origen en el desafortunado caso de que mueras durante tu emergencia médica.

    Restricciones

    Es posible que el seguro médico de viajero no cubra determinadas situaciones, según tu póliza individual. En general, si ingresaste a un país con un riesgo conocido, como una epidemia, muchas pólizas no te cubrirán si te enfermas debido a esa enfermedad. Por ejemplo, si un país tiene un aviso de salud para viajes emitido por los Centros para el Control de Enfermedades y viajas a ese país, la mayoría de las pólizas no te cubrirían si contrajeras la enfermedad en cuestión. Por otro lado, si el riesgo no era previsible, es posible que estés cubierto/a. Del mismo modo, si resultaste lesionado/a durante una catástrofe natural, como un huracán o un tsunami, debes estar cubierto/a, aunque algunas pólizas pueden excluir explcitamente la cobertura para eventos “conocidos”. En otras palabras, si viajas a sabiendas a un lugar donde se ha pronosticado un huracán, debes verificar tu póliza, ya que puedes no gozar de la cobertura en la que deliberadamente estás tomando un riesgo.

    Cómo funcionan los reclamos

    Si compras un seguro médico de viaje y terminas teniendo que usarlo durante un viaje, deberás seguir las instrucciones de tu póliza individual. Para la mayoría de las empresas, esto significa enviar copias de los recibos médicos y, en algunos casos, un certificado de defunción si hubo una muerte involucrada. Asegúrate de revisar la póliza de antemano para saber lo que deberás cobrar en caso de una emergencia, ya que puede ser más difícil obtener recibos de un médico u hospital extranjero después de haber salido del país.

    ¿Quién debería obtener un seguro médico de viajero?

    Tyson, un agente asegurador, recomienda que “Todo el mundo debería obtener un seguro de viaje, ya que nadie es inmune a una emergencia médica”. Hay algunos escenarios en los que obtener un seguro médico de viajero antes de tu viaje es definitivamente una buena idea.

    • Los viajeros que estarán en el extranjero por un período prolongado, como una semana o más en un viaje de negocios o misioneros, deben considerar un seguro médico de viaje. Cuanto más tiempo estés en otro país, más posibilidades tendrás de enfermarte o lesionarte.
    • Viajeros aventureros que participarán en actividades de alto riesgo como escalar o andar en bicicleta, o que atravesarán áreas remotas donde será necesaria la evacuación en caso de enfermedad o lesión.
    • Las personas que viajan para hacer trabajo misionero o voluntario en regiones empobrecidas deben considerar seriamente un seguro médico de viaje. Es más probable que estén en contacto con personas con mala salud y el riesgo de contraer una enfermedad será mayor.
    • Los padres de estudiantes que viajen como parte de su programa escolar deben comprar un seguro médico para sus hijos. Una persona más joven puede tener más dificultades para encontrar un médico u hospital cuando se encuentra en un país extraño y el apoyo del seguro médico sería invaluable.
    • Las personas con afecciones médicas conocidas como enfermedades cardíacas o diabetes, así como las personas mayores, deben aprovechar un plan de seguro médico de viaje. Tyson da el ejemplo de un cliente que asistió a una boda en un país extranjero con diabetes. Tuvo un ataque de diabetes y la llevaron de urgencia al hospital, donde le dijeron que no podía recibir atención sin dinero en efectivo por adelantado. “Afortunadamente pudo recuperarse con la ayuda de una invitada que era enfermera, pero si no hubiera estado con esa invitada, podría haber muerto”.
    • En última instancia, Tyson aconseja a cualquier persona que considere la posibilidad de obtener un seguro médico de viaje y un seguro de cancelación de viaje. “Nunca se sabe lo que va a pasar en las vacaciones. La gente se va de vacaciones y no está acostumbrada al calor, no está acostumbrada a la comida ni a la bebida, y toda esa mezcla puede causar un infarto realmente grave. Del mismo modo, puedes tener gente joven y saludable, correr alrededor de la piscina y romperse la pierna, así que cualquiera, puede verse afectado por una crisis médica en un viaje”.

    Cómo encontrar una póliza de seguro médico de viajero

    Tyson señala que si reservas a través de un agente de viajes, ellos pueden ayudarte a elegir la mejor póliza para tí. También puedes comprar directamente una póliza por tu cuenta en las empresas aseguradoras.

    Obtén protección adicional con el seguro médico de viaje

    Si bien no todos los viajeros pueden encontrar útil comprar un seguro médico de viajero, existen escenarios claros en los que es la elección más prudente. Si tu tiempo o actividades en un país extranjero tienen el potencial de enfermarte o lesionarte o si has tenido condiciones médicas graves, el seguro médico de viajero puede mantenerte a salvo y cubrir gastos inesperados que pueden ser bastante altos según la situación.